Después de tres películas en el universo Kelvin, esperábamos que Star Trek: Discovery nos regresara al universo Prime, ya que está situada 10 años antes de los sucesos de la serie original. Sin embargo, hay muchos elementos fuera de canon: los Klingon ya fueron afectados por el virus, hay hologramas y teletransportación inmediata de naves.

Con todo, en realidad sí es una serie con una gran producción, a pesar de los distintos problemas que tuvo para poder arrancar, desde la salida de Bryan Fuller, quien tenía en mente que cada temporada del programa abordara una era en particular. Fuller fungiría como el jefe de escritores, pero abandonó el proyecto.

CBS anunció que la serie tendrá una segunda temporada, gracias a que atrajo una buena cantidad de suscriptores a CBS All Access, su servicio de streaming. Por el momento no se sabe cuándo se transmitirá, algo que seguramente mantendrán en secreto hasta tener la certeza de las fechas, para evitar todos los estrenos en falso de la actual, cuya primera mitad finaliza en noviembre de este año.

Después de su descanso, Star Trek: Discovery regresa con nuevos episodios el 31 de enero de 2018. En América Latina, cada capítulo de estreno puede verse los lunes a través de Netflix. Es casi seguro que la segunda temporada no llegará sino hasta 2019.