En cinco años, las cosas han cambiado sustancialmente para los integrantes del elenco del Universo Cinematográfico de Marvel. En un inicio, Chris Evans había dicho que su idea era completar su contrato y dejar de actuar del todo, para dedicarse a dirigir. Eso cambió en los últimos meses, en los que en más de una ocasión, el actor ha declarado que quiere seguir interpretando al Cap por el mayor tiempo posible.

Robert Downey Jr, el actor mejor pagado de la industria (se dice que recibió 50 millones de dólares por Avengers), hizo el mismo tipo de declaraciones: que él y Marvel no veían la posibilidad de una nueva secuela de Iron Man. Hoy, el actor ya cambió la tonada y durante una entrevista, dijo que "siente que podría hacer una más".

El rumor es que el presupuesto de las dos películas de Infinity War  es de más de $1,000 MDD y que $200 MDD son para Downey, es decir, $100 MDD por película. Si en Disney lo convencen de hacer una nueva Iron Man, además de Spider-Man: Homecoming, el actor podría renegociar una vez más y llevarse todavía más dinero.

Vía Den of Geek