Es curiosa la continuidad de las películas animadas de DC Comics. En ocasiones, tenemos historias que son parte de la misma narrativa. Otras veces, tenemos episodios únicos, generalmente protagonizados por Batman, en los que se exploran historias clásicas. Y ahora, llegamos al momento de los Elseworlds.

En los cómics, Elseworlds fue un sello de DC Comics con el que se identificaban las historias que estaban completamente fuera de la continuidad de la editorial, como Kingdom Come, Superman: Red Son y Batman: Speeding Bullets.

La historia que originó el sello de manera espiritual es Gotham by Gaslight. En el cómic, Bruce Wayne regresa a Gotham después de mucho tiempo de no estar presente. Sin embargo, no está ubicadaen la época actual pues al mismo tiempo, Jack el Destripador empieza a asolar la ciudad y matar jóvenes prostitutas.

Sinopsis

Gotham City, al entrar al nuevo siglo, vive una época dorada de descubrimiento e industria según se muestra en la Feria Mundial del adinerado empresario Bruce Wayne. En los callejones más oscuros, un asesino anda suelto. Acechando a las mujeres de la ciudad, este asesino es tan preciso como cruel. Mientras que el jefe de policías James Gordon intenta calmar el temor de los ciudadanos de Gotham causado por el carnicero llamado Jack the Ripper, Batman, el justiciero enmascarado, investiga por su cuenta con la ayuda de la sensual y ágil Selina Kyle. ¡Sea testigo de un mundo en llamas a medida que el salvajismo controlado del asesino enfrenta el sigilo calculado del Dark Knight!

 

Tráiler

La primera película animada de DC/Warner para 2018 está basada en el cómic homónimo, pero no lo sigue al pie de la letra. Hay que comprender algo: Gotham by Gaslight se publicó hace casi 30 años, así que algunos elementos no funcionan del todo en estos días. El cómic original solo tuvo un número y por tanto, es necesario ampliar la trama y agregar más personajes.

La historia del cómic ya no se siente novedosa y desafortunadamente, ello se transmite a la adaptación animada. El problema es el diseño de los personajes. Mientras que en la historieta se contó con el arte incomparable de Mike Mignola, el creador de Hellboy, la película tiene más el estilo de las series animadas. Es una lástima, pues si se hubiera intentado emular el arte del cómic, le habría dado esa atmósfera opresiva que la película requería.

En cuanto a la trama, los fans del relato original agradecerán la presencia de algunos de los nuevos personajes, pero probablemente no aceptarán cambios radicales que le dan una dimensión completamente distinta a la película. La animación no ofrece mucho más allá de una historia que se siente un tanto forzada, particularmente en su desenlace.

Batman: Gotham by Gaslight habría funcionado mejor como el episodio de una hipotética serie animada de Elseworlds. Como película, no es muy trascendente y solo es una parada más para aquellos fans de DC que están esperando la adaptación de La Muerte y el Regreso de Superman a este medio, de la que podrán disfrutar un avance en el DVD y Blu-ray de Gotham by Gaslight cuando salga a la venta el 15 de marzo.