Por Roberto Coria

Ya hemos platicado de la muy victoriana costumbre de narrar cuentos de fantasmas la noche de navidad, antídoto perfecto para la melcocha de la fiesta. Aunque sé que muchos de ustedes están fuera de servicio por las celebraciones (y los excesos), les ofrezco una rápida historia para honrar una tradición que debería resurgir.

La navidad de 1835, algunos asistentes al convite organizado en Raynham Hall, una mansión construida entre 1621 y 1622 en Norfolk, Inglaterra, atestiguaron la primera aparición de la que desde ese momento fue conocida como La Dama de Café, por el color de su elegante vestido.

BrownLady03

Conozcamos su historia, comenzando por su escenario. Raynham Hall fue erigida por órdenes de Sir Roger Townshend (1536-1637), un acaudalado político. Su heredero, Charles Townshend, 2o. Vizconde de Townshend (1674-1738), se casó en 1713 con Lady Dorothy Walpole, hermana de Robert Walpole, Primer Ministro de Inglaterra en ese entonces. La historia cuenta que Charles descubrió a su esposa sosteniendo una relación adúltera con Phillip Wharton, 1er. Duque de Wharton. Charles, violento y temperamental, encerró a su esposa en sus aposentos hasta su muerte por viruela, en 1726. Desde entonces su fantasma vaga sin descanso por la edificación. Muchos dan cuenta de su presencia. Tal vez uno de los más famosos fue el Capitán Frederick Marryat, hombre de mar, novelista y gran amigo de Charles Dickens. Entre sus historias recuerdo una muy relevante dados los temas de Mórbido, “El lobo blanco de los Montes Hatz”, que la vio mientras se hospedaba en el lugar en 1836.

BrownLady02

Cien años después, en septiembre de 1936, el Capitán Hubert C. Provand, fotógrafo de la revista Country Life, la captó en una gran escalera del caserón, toma que apareció en la edición decembrina de ese año. La autenticidad de la foto aún se debate. En lo personal me despierta menos dudas que las que nos legó William Mumler y que vimos la semana pasada. Lo curioso es que desde ese momento no se han registrado nuevos avistamientos. Actualmente Raynham Hall es propiedad de Charles Townshend, 8o. Marqués de Townshend. Al final me asalta una tradicional pregunta. ¿Si Dorothy Walpole es la Dama de Café de Raynham Hall y murió en 1726, por qué su espectro fue visto por primer vez en 1835? Los fantasmas obran de formas misteriosas.

BrownLady00

Sólo me resta agradecer su atención a esta columna en el moribundo 2014. Y desearles lo mejor, sin importar sus creencias. Nos leemos de nuevo el jueves 8 de enero de 2015.

__

Roberto Coria es investigador en literatura y cine fantástico. Imparte desde 1998 cursos, talleres, ciclos de cine y conferencias sobre estos mundos en diversas casas académicas. Es asesor en materia literaria de Mórbido. Escribió las obras de teatro “El hombre que fue Drácula”, “La noche que murió Poe” y “Renfield, el apóstol de Drácula”. Condujo el podcast Testigos del Crimen y escribe el blog Horroris causa. En sus horas diurnas es Perito en Arte Forense de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal.