Aunque en temporadas pasadas The Walking Dead había avanzado tan lento como uno de sus zombis, la presentación de los distintos grupos bajo el control de los Salvadores le inyectó más dinamismo. La promesa es que esa velocidad continuará en la octava, por lo que podemos ver en el nuevo avance.

Los grupos de Negan y Rick tienen sus propios aliados y la guerra es inevitable. Los métodos sangrientos de Negan han hecho mella en los sobrevivientes y, en lugar de volverse sumisos, han decidido levantarse en armas. El enfrentamiento entre todos causará más bajas de las que esperan y es posible que algunos favoritos no sigan en el programa.

La nueva temporada se estrena el 23 de octubre. Además, hay algo curioso al final del tráiler, que podría ser un teaser de lo que veríamos en la novena temporada. En los últimos segundos, vemos un bastón y a una persona en una cama. Resulta ser Rick, quien ha envejecido de manera notable. En los cómics, después de la guerra, la historia avanza dos años y muchas cosas han cambiado con todos los involucrados. Claro, también podría ser una secuencia en la que Rick imagina qué es lo que pasará con el tiempo.

La otra opción, menos probable, es que se confirme la teoría que ha existido por años: que todo lo que hemos visto en la serie es un relato de Carl, ya adulto ¿Qué opinan?