En esta época de internet en la que es más fácil obtener información relacionada a películas y series, los estudios y los canales de televisión se las deben ingeniar cada vez más para evitar que se filtren spoilers sobre sus producciones. La filtración de información referente a diversas producciones es un problema cada vez más grave y que ya ha afectado de manera significativa a varios títulos, incluyendo Game of Thrones, cuyo equipo parece haber encontrado una manera de evitarlo para mantener el misticismo alrededor de su octava y última temporada.

Los seis capítulos de la octava temporada de Game of Thrones se estrenarán en 2019 y para evitar que se filtre el tan esperado final de la serie se han escrito diferentes finales, así lo ha confirmado recientemente Emilia Clarke a The Telegraph. La nueva medida de seguridad que se ha tomado es para que el ansiado final permanezca seguro e incluso se ha puesto atención en que ni siquiera el elenco sepa lo que pasará.

[Los showrunners David Benioff y Dan Weiss] Han escrito varios finales diferentes

Nosotros le creemos a Emilia Clarke que se han escrito varios finales para la serie, pero también hay una teoría de algunos fans que afirman que tal vez declaraciones como la de la actriz sean parte de una estrategia para confundir a todos los interesados en conocer spoilers para filtrarlos.