Es común que el cine de terror se sostenga en relatos reales sobre fenómenos paranormales y casas embrujadas para darle forma a las tramas de diversas películas que posteriormente nos dejan con ganas de saber más acerca de esas historias que sí sucedieron. Es justo decir que algunas de las mejores cintas mórbidas que se han hecho están inspiradas en situaciones verídicas, eso hace que nos den más miedo aún y que nuestro interés en ellas aumente. Entre algunos de los casos que se tienen registrados hasta ahora de lugares que están malditos, uno que sobresale del resto es el de la Mansión Winchester, ubicada en San José, California, y que merecidamente se ha ganado el título de “una de las casas más embrujadas en Estados Unidos”.

Para los que no les suene conocido el nombre de William Wirt Winchester, deben saber que él es el inventor del rifle que lleva su apellido y que su viuda, Sarah Winchester, decidió invertir una fortuna en la construcción de una mansión que actualmente es uno de los destinos turísticos predilectos de aquellos a los que les gustan las historias de fantasmas. Lo curioso sobre esa enorme casa es que estuvo en construcción a lo largo de más de 30 años debido a que la esposa del fallecido magnate tenía la idea de que había una maldición alrededor de su familia debido a que las armas creadas en su nombre habían matado a un gran número de personas cuyas almas no podían descansar en paz.

La maldición de la casa Winchester (Winchester) traslada al cine la historia de Sarah Winchester y retrata su obsesión por construir una casa que fuera enorme y que nunca fuera terminada para que así los espíritus condenados por las armas creadas por su esposo no pudieran encontrar un lugar en el cual estar, así ella se libraría de la maldición de la que decía ser víctima. En la película, la misteriosa mujer recibe la visita de un psiquiatra contratado para determinar el estado mental de ella mientras intenta expiar las almas de todos aquellos asesinados a manos del rifle de su marido, algo que libera a los espíritus que están determinados a vengarse de la familia Winchester.

Todos los fans de las cintas sobre casas embrujadas y fenómenos paranormales reales tienen que ver La maldición de la casa Winchester, ya que se trata de un acercamiento a una historia tan perturbadora como interesante debido a todo lo que hay alrededor de ella. Esta producción de terror ya está proyectándose en cines mexicanos, pues apenas se estrenó el pasado 9 de marzo, así que están a tiempo de ir a verla. Si ya vieron este filme y les gustaría saber más acerca del mismo o si no lo han visto y les llama la atención, les tenemos algunos datos mórbidos que seguramente serán de su interés y con los cuales tendrán un enfoque más amplio de la inquietante trama centrada en las obsesiones de Sarah Winchester y la maldición de su familia.

Puedes perderte en la Mansión Wincherter

La mansión se ha convertido en una de las principales atracciones de San José por su fama de casa embrujada, la historia de su dueña es tan certera que muchos consideran que las leyendas acerca de la propiedad son ciertas. Incluso los guías turísticos que ahí trabajan advierten a los visitantes que no deben entrar solos a la mansión, sino en grupo, y también les advierten que al estar adentro no deben separarse de los demás, ya que no se hacen responsables si se pierden en la propiedad, pues podrían no encontrarlos debido a que se trata de una construcción enorme y con un gran número de habitaciones, son más de 160 en total. Ni siquiera las personas que trabajan ahí conocen toda la casa.

Sarah Winchester aún habita su casa

Según testimonios de trabajadores y personas que han estado dentro de la casa, a la dueña, quien falleció en 1922, aún se le ha visto paseando por su casa, ya que se dice ella misma se perdió entre el laberinto que construyó. Testimonios aseguran que se ve su fantasma en silueta por las cientos de ventanas que hay en la mansión y que se escuchan sus pasos por los pasillos.

Los guías turísticos son asustados frecuentemente

Hay trabajos que requieren de cierto valor y ser guía en la Mansión Winchester es uno de ellos sin duda, los guías de turistas que trabajan o han trabajado ahí aseguran que normalmente no se dan cuenta si se escuchan pasos o voces cuando están haciendo los tours de visitas, pero el terror comienza cuando la casa está sin visitantes. Algunos incluso han sido tocados por fantasmas, han sentido que los llaman y les tocan la espalda, pero al voltear no ven a nadie.

Hay muchos testimonios de visitantes que han sido asustados

Algunos turistas que han visitado la Mansión Winchester reportan que mientras hacían el tour por la casa sintieron que eran empujados en una habitación en particular, que se llama Cuarto de las Estufas, algo que se ha vuelto una anécdota común. Incluso muchos reportan que se escuchan martillos y picos, como si la casa siguiera en construcción. Hay personas que han declarado que sin importar cuanto caminaran algunos pasillos se volvían interminables como si se hicieran más largos mientras caminaban, también se han reportado historias de visitantes que han sido testigos de apariciones espectrales. Muchos se han salido sin terminar el tour y algunos han calificado a la experiencia de estar ahí como escalofriante. Algo que tienen en común todas las anécdotas es que quienes han visto o sentido algo siempre han estado solos o en grupos muy pequeños.

Uno de los fenómenos que se han presenciado dentro de la casa fue grabado en video por un visitante, un candelabro se movía solo cerca del salón de baile de la casa. Esto lo pudo presenciar un grupo de visitantes que se alteraron mucho y a los que tuvieron que calmar.

Un costoso legado de sangre y muerte

Todos los años durante los cuales se estuvo trabajando en la construcción de la Mansión Winchester pueden traducirse en un enorme gasto ya que construirla, haciendo la conversión del valor del dólar en aquella época y su valor actual, costó en total cerca de 71 millones de dólares. Por otra parte, al rifle Winchester se le considera el arma que conquistó el Salvaje Oeste, fue usada en muchos enfrentamientos y por un enorme número de personas, por lo tanto fueron miles las muertes que causó.